Jr. Caracas 2380 Jesús María - Lima   | +51 936583433 / 960788038

Como es de conocimiento público, en las últimas semanas se han presentado intensas precipitaciones, las cuales han afectado gravemente a familias peruanas, refugiadas y migrantes de la costa norte de nuestro país. Esta situación ha imposibilitado la movilización a sus centros de trabajo, teniendo pérdidas materiales significativas en sus hogares; de la misma manera, sus viviendas se han visto damnificadas por el impacto de la naturaleza, colocando a estas familias en una situación de emergencia.

Una situación de emergencia como la que amenaza nuestra región, además de los daños materiales tiene como consecuencia una serie de impactos y estresores individuales y colectivos, tales como la zozobra, el desconcierto, el miedo, la incertidumbre y el sentimiento de desprotección de las autoridades, que causan daños emocionales tan graves como los materiales. Por ello demandamos que toda ayuda debe tomar en cuenta la aplicación de intervenciones psicosociales que prevengan estas consecuencias.

Desde el Centro de Atención Psicosocial (CAPS) miramos con mucha preocupación el rol de las autoridades competentes para la respuesta inmediata a la emergencia antes expuesta y exhortamos a las mismas a buscar soluciones inmediatas de reparación y prevención de futuras emergencias climáticas, entendiendo que se ha pronosticado la incidencia del Fenómeno del Niño Costero en la región Tumbes durante los meses de abril y mayo del año en curso.

Así mismo, hacemos un llamado a las instituciones responsables de evaluar los riesgos y daños producidos a consecuencia de este fenómeno meteorológico, considerando de manera integral las necesidades de protección de las familias refugiadas y migrantes que hacen vida en las diferentes zonas afectadas.

Lima, 11 de abril de 2023

Centro de Atención Psicosocial

Puede descargar el PDF aquí

02-COMUNICADO-11-abril-1Descargar